Google+

lunes, 2 de marzo de 2015

Faldón de "tela bordada"


Este faldón lo hice con mucho cariño durante el embarazo, pequeñito, para los primeros días de Carolina, pensando en que lo estrenase en las fiestas de Navidad. Como sabéis al final Carolina se retrasó un "poquito", y no llegó para Navidad, pero lo estrenó con sólo 6 días en una fiesta también muy especial, el día de su bautizo.

No es el faldón que le hice para bautizar, ese os lo enseñaré otro día (aún no tengo fotos decentes), este se lo pusimos después para la fiesta. Yo soy de la opinión de que los trajes son para disfrutarlos y no me gusta que cambien a los niños "para que no se manchen", pero teniendo en cuenta que el faldón del bautizo es de lino, que era el día 4 de enero, y que Carolina tenía 6 días... pues estaba más calentita con este, y más cómoda (y yo también... que somos padres primerizos y en aquel faldón había muuuucha tela jejeje). El caso es que la protagonista lució dos modelitos ese día!!

La gracia de este faldón es la tela, esta tela toda bordada al estilo de las puntillas, una reliquia con la que me hice al principio del embarazo, y la guardé esperando saber si era niña para hacerle un faldón. La idea la tenía clara desde el primer momento, en cuanto vi la tela me lo imaginé: un cuerpo de punto sencillo, y adornado todo con recortes de la propia tela.


Así, recortando los motivos de la tela, es como hice el "cinturón", la puntilla de la capota y la de los patucos.

Os fijareis que los puños son diferentes... es que "perdí" (en casa), las puntillas que ya tenía preparadas para colocarles, y todavía no aparecieron. Cuando aparezcan pienso cambiarlas, pero todavía nada... seguiremos esperando!

Os pongo una foto solo de la tela, de cerca, para que la veáis un poquito mejor. Es de una calidad "de las que ya no hay", como dicen las abuelas.



En el centro del cuerpo y en los puños les bordé unas florecitas rococó, un pequeño detalle que lo hace muy tierno.




Esta temporada estoy enamorada de los puños ajustados con lacito, y más después de comprobar lo cómodos que son.

Y por último una fotito de los complementos, patucos y capota, a juego con el faldón.




Es un conjunto muy clásico, muy rococó, pero yo lo veo monísimo... y hay que aprovechar que no me dejarán vestirla así durante mucho tiempo!!

Un besiño!

4 comentarios :

  1. Que preciosas Cris! Me dejas alucinada con tus trabajos, seguro que Carolina iba preciosa, la vas a llevar siempre como una muñequita. Un beso fuerte a las dos

    ResponderEliminar
  2. Que preciosas Cris! Me dejas alucinada con tus trabajos, seguro que Carolina iba preciosa, la vas a llevar siempre como una muñequita. Un beso fuerte a las dos

    ResponderEliminar
  3. Un conjunto precioso y muy elegante... la tela es una maravilla con todos esos bordados que la hace tan especial. Me encanta ver a los bebés con este estilo de ropa que como bien dices tú esos primeros días pasan volando y más en un día tan bonito como el de bautizo. Ahora nos quedamos con las ganas de ver el faldón de la ceremonia, esperamos poderlo ver pronto. Bikos

    ResponderEliminar
  4. Me encanta el conjunto,muy tierno y delicado

    ResponderEliminar